AUDIO CATEDRAL Y SANTUARIO DE LA VIRGEN DEL VALLE

Get Adobe Flash player

jueves

Catamarca participó del Encuentro Nacional de la Pastoral Carcelaria


Entre el 8 y el 11 de febrero se llevó el XIV Encuentro Nacional de Referentes de la Pastoral Carcelaria, en Villa Allende, provincia de Córdoba. Por la Diócesis de Catamarca participaron el Delegado Diocesano, oficial sub adjutor Guillermo Gordillo, y el cabo primero Martín Valdez, ambos del Servicio Penitenciario Provincial.
La convocatoria contó con la presencia de Mons. Juan Carlos Ares, Obispo Auxiliar de Buenos Aires; Mons. Esteban María Laxague, Obispo de Viedma; Mons. Adolfo Canecín, Obispo de Goya, y capellanes de los
Servicios Penitenciarios de las distintas jurisdicciones eclesiásticas del país.  
Las jornadas estuvieron animadas por el lema “Escucha, Pastoral Carcelaria” y las temáticas giraron en torno a la apertura del diálogo, la escucha y la lectura bíblica.
El Delegado Diocesano de Catamarca comentó que “es el segundo año que participamos, fue una experiencia muy valiosa. Hubo una buena apertura hacia nosotros, porque no están acostumbrados al trabajo del personal carcelario en la pastoral, ellos son de afuera del penal, conocen de manera distinta las realidades, no la ven desde adentro. Observaron que nuestra forma de trabajo da mayor apertura ya que nosotros podemos trabajar todos los días del año, no solamente una vez a la semana como lo hacen ellos, nosotros tenemos esa ventaja”.

Asimismo, destacó la importancia de poder compartir la labor pastoral que desarrollan con gente de todo el país, que tiene distintas modalidades de trabajo según su propia realidad. “Nosotros sacamos muchas experiencias de ellos y las volcamos en el trabajo que vamos haciendo acá. Y ellos se llevan nuestra experiencia con los internos para aplicarla, buscando un nexo entre el Servicio Penitenciario y la Pastoral Carcelaria de sus diócesis”.

Vía Crucis Viviente
Respecto de la tarea en el Servicio Penitenciario local, Gordillo manifestó que “este año queremos vivir la Semana Santa con el primer Vía Crucis Viviente dentro de la cárcel. Le estamos dando forma a ese proyecto inmediato”.
Asimismo, contó que “el año pasado hicimos un cine debate con la película “La Pasión de Cristo”. Algunos la habían visto y ahora la vivieron de una manera distinta, los movilizó bastante la charla que se hizo después. Tratamos de trabajar para que ellos se identifiquen como el Cristo preso y vean que pueden cambiar y ser mejores personas, eso es lo que se busca”.

martes

Nuevas designaciones de párrocos


El Obispo Diocesano, Mons. Luis Urbanc, dispuso algunos cambios de párrocos en la Diócesis, que se llevarán a cabo durante el mes de febrero, según el siguiente detalle:

·    Lunes 25: 20.00, asunción del Pbro. Héctor Moreno en la parroquia de Nuestra Señora del Rosario, con sede en La Merced, departamento Paclín.
·  Martes 26: 20.00, asunción del Pbro. Marcelo Amaya en la parroquia de Jesús Niño, departamento Capital.
·     Miércoles 27: 18.00, asunción del Pbro. Rogelio Suárez en la Capilla de San Roque, Puerta de Corral Quemado, como párroco de Nuestra Señora del Rosario, con sede en la localidad de Hualfín, departamento Belén.
·   Jueves 28: 10.00, asunción del Pbro. Guillermo Chanquía en la parroquia de Nuestra Señora de Luján, con sede en la localidad de Chumbicha, departamento Capayán.
Se invita a los fieles de cada comunidad y en general a recibir y acompañar en la tarea pastoral a los nuevos párrocos.

Invitan a Retiro Ignaciano


La Animación Bíblica de la Pastoral invita a participar del Retiro Ignaciano, a realizarse del 28 al 31 de marzo, en la Casa de Retiros Emaús, camino a El Jumeal.
Por informes e inscripciones, dirigirse al Obispado de Catamarca, San Martín 655, de lunes a viernes, de 9.30 a 12.00, o telefónicamente al 0383-4422003.

lunes

Religiosas misioneras visitaron El Suncho


El viernes 8 de febrero, doce religiosas, quienes se dirigían a misionar en la zona del Chaco-Santiagueño, visitaron la Ermita de El Suncho ubicada a la vera de la Ruta N° 20 en la localidad de Esquiú, departamento La Paz, y desde allí fueron acompañadas por vecinos de la zona hasta El Suncho, este emblemático lugar donde murió el Venerable Fray Mamerto Esquiú, cuya vida y obra se comprometieron a difundir en los lugares donde les toque evangelizar.
Las Misioneras de Jesús Verbo y Víctima son una comunidad religiosa fundada en Perú por Monseñor Federico Kaiser, quien llegó a Perú en 1939 y en 1957 fue nombrado Obispo de
la nueva Prelatura de Caravel-Perú, una jurisdicción de 30.000 Km2, y en ese entonces con unos diez sacerdotes y ninguna religiosa.
Ante esta realidad, fundó en 1961 la Congregación, que desde 1982 es de Derecho Pontificio.
La misión de las religiosas es llegar a los fieles más abandonados, en esos lugares donde el sacerdote llega quizás una vez al año. De allí que las regiones sin sacerdote residente son el campo exclusivo del trabajo y apostolado de estas consagradas.
Se dijo de ellas: “Donde termina una carretera asfaltada, allí empieza la labor de una Misionera de Jesús Verbo y Víctima”. Así cumplen con el mandato apostólico de Cristo de predicar el mensaje evangélico hasta los confines de la tierra.

Actualmente, se encuentran presentes en Perú, Argentina, Bolivia, Uruguay, Paraguay, Chile y Cuba.
En Argentina trabajan en la Prelatura de Cafayate, residiendo en Antofagasta de la Sierra (Catamarca) y en la Prelatura de Añatuya (Santiago del Estero); también en la ciudad de San Rafael (Mendoza), donde se encuentra una de las casas de formación de la Congregación Religiosa.