Audio Celebraciones Catedral

Get Adobe Flash player

lunes

Catamarca se une a la oración por el cuidado de la Creación pedida por el Papa Francisco

“Como cristianos, queremos ofrecer nuestra contribución a la superación de la crisis ecológica que la humanidad está viviendo”, dijo el Papa.

La Diócesis de Catamarca se suma a la Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación, instituida por el Papa Francisco y que se celebrará el 1 de septiembre de cada año.
Por iniciativa del Obispo de Catamarca, Mons. Luis Urbanc, en las comunidades de todo el territorio diocesano se rezará el Santo Rosario durante ese día, de tal manera que toda la Iglesia Universal se una en la súplica al Dios por la intención del Sumo Pontífice. Para ello, el Pastor Diocesano hizo llegar oportunamente a los párrocos una guía con esta oración dirigida a la Virgen María, para que interceda ante el Señor por esta intención del Santo Padre.
En la introducción de esa guía, Mons. Urbanc consigna las expresiones del Santo Padre Francisco: “Quiero decirles que he decidido crear incluso en la Iglesia Católica el Día Mundial de Oración para el Cuidado de la Creación, que, a partir del año en curso, se celebrará el 1 de septiembre. Como cristianos, queremos ofrecer nuestra contribución a la superación de la crisis ecológica que la humanidad está viviendo. Para esto debemos sacar de nuestras ricas motivaciones espirituales, la pasión por el cuidado de la creación, que tienen su fundamento en Jesucristo, el Verbo de Dios hecho hombre por nosotros; sabiendo que ‘la espiritualidad no está desconectada del propio cuerpo, ni de la naturaleza, ni de las realidades de este mundo, sino que se vive con ellas y en ellas, en comunión con todo lo que nos rodea"(L.S. 216). La crisis ecológica nos llama, por tanto, a una profunda conversión espiritual: los cristianos estamos llamados a una "conversión ecológica que implica dejar brotar todas las consecuencias del encuentro con Jesús en las relaciones con el mundo que nos rodea"(L.S. 217). De hecho, ‘vivir la vocación de ser guardianes de la obra de Dios es una parte esencial de una vida virtuosa, no es algo opcional, ni un aspecto secundario del cristiano’ (ibid)”.

El Papa expresa que “el Día Mundial de Oración para el Cuidado de la Creación ofrecerá a creyentes y comunidades individuales la valiosa oportunidad de renovar la adhesión personal a su vocación como mayordomos de la creación, para elevar a Dios un agradecimiento por el maravilloso trabajo que Él nos ha confiado y para implorar su ayuda para la protección de la creación y la misericordia por los pecados cometidos contra el mundo en el que vivimos”.