martes

Peregrinos se mostraron conformes con los trabajos de recuperación en El Calvario

La fraternidad local de la Orden Franciscana Seglar - Fraternidad San Roque de Montpellier, informó sobre el trabajo realizado en El Calvario, el sábado 18 y el domingo 19 de abril, para recibir a los hermanos que nos visitaron en el marco de las festividades en honor a Nuestra Madre del Valle.
“Los hermanos peregrinos y turistas que llegaron para visitar el santo lugar se mostraron muy conformes y contentos con el recibimiento y bienvenida que les brindamos y se encontraron con un lugar totalmente diferente al que ya venían viendo años anteriores. Les sorprendió ver las instalaciones de El Calvario totalmente renovadas y reformadas”, manifestaron.
Asimismo destacaron la recuperación del lugar tanto material como espiritual a medida que se les fue explicando y comentando cómo fue el trabajo que se tuvo que realizar y la historia de El Calvario y de su erector Fray José Aimón. Se les comentó también sobre el recupero espiritual del lugar con el rito de bendición por parte de nuestro Obispo Diocesano Mons. Luis Urbanc cuando se celebró en el lugar la fiesta litúrgica de Domingo de Ramos.
Los peregrinos y turistas que llegaron a El Calvario comentaron que vienen todos los años, otros que volvían después de varios años  y siempre lo encontraban con las instalaciones deterioradas y un lugar al que se había perdido el respeto, ya que recordemos que cuando se encontraban los asadores se montaba una fiesta con carnes asadas y con la ingesta de bebidas alcohólicas y basura de por medio. Ahora cuando volvieron se sorprendieron al ver el lugar totalmente nuevo y limpio. Resaltaron también el cambio con los nuevos baños, donde más adelante se habilitarán las duchas.
Durante su visita, los peregrinos, que fueron llegando de forma constante, recorrieron las renovadas instalaciones y quienes no pudieron subir la montaña rezando el Vía Crucis, tuvieron la alegría y dicha de rezarlo recorriendo el nuevo Vía Crucis diseñado en la parte baja para los hermanos con dificultades físicas y motoras, ubicada en la parte trasera de la capilla y claustro. Durante la visita de los peregrinos y turistas dejaron constancia que se sintieron muy a gusto en el lugar y se fueron muy conformes, alentando a los miembros de la Orden a seguir trabajando con alegría en la recuperación total del santo lugar.
“Con este mismo conformismo y entendimiento de los hermanos peregrinos y turistas que nos visitaron, esperamos contar de igual manera con nuestros hermanos de nuestra comunidad catamarqueña”, expresaron los integrantes de la Orden Seglar, agregando que “como fraternidad, nos sentimos muy gratificados y alegres por el servicio que brindamos a nuestros hermanos que llegaron de vecinas provincias y por el apoyo y entendimiento a lo que hemos realizado en este santo lugar”.